Los jubilados y el impuesto a las ganancias

Autor: Binstein, Gabriel

Fecha: 18-ago-2017

Cita: MJ-DOC-11974-AR | MJD11974
Sumario:

I. Introducción. II. El fallo. III. Recordatorio.

Doctrina:

Por Gabriel Binstein (*)

I. INTRODUCCIÓN

Pareciera lucir ocioso, en principio, el tema de la tributación del impuesto a las ganancias y la situación de los jubilados. En efecto, es bastante elemental entender que el jubilado justiciable no puede o más bien no debiera estar sujeto a ese tributo, por cierto referido a su prestación previsional exclusivamente. Sin embargo, es un hecho la existencia de normativa explícita o implícita puntualizando la carga.

Hay datos actualmente que deben ser observados. La cantidad de $38.364.- es el ingreso mensual a partir del cual se aplica el tributo en estos meses. Esta cifra es la vigente entre marzo y agosto de 2017, habida cuenta la movilidad del haber en los meses de marzo y septiembre de cada año. Cabe recordar que la última reforma elevó el monto para jubilados y pensionados para el equivalente a seis veces el haber mínimo. La alícuota de imposición máxima alcanza el 35% pero en todos los casos se calcula sobre lo que excede del valor no alcanzado por la carga.

II. EL FALLO

Una sentencia del fuero de la Seguridad Social (Sala II de la Cámara de Apelaciones) trae a la discusión el tema. En efecto en la causa «Calderale Leonardo c/ ANSES s/reajustes» – SAIJ: FA17310001- la Justicia resolvió la inconstitucionalidad respecto a que los haberes previsionales se encuentren alcanzados por el tributo a las ganancias. El actor cuestiona la movilidad aplicada, la liquidación del impuesto a las ganancias sobre el haber mensual y su retroactivo. Puntualiza la inconstitucionalidad del impuesto a las ganancias sustentando precisamente que toda ganancia requiere de alguna actividad lo que no existe en el caso de la jubilación, habida cuenta que se trata de una prestación basada en la seguridad social destinada a cubrir el riesgo de ancianidad o subsistencia.Por cierto que la sentencia se pronuncia también sobre otros tópicos, pero su tratamiento excede el objetivo de este comentario.

Cabe puntualizar que la Suprema Corte ya tiene, por ahora, una causa del mismo tenor, proveniente de la Cámara Federal de Paraná, y que ha sido citado como antecedente, por el tema que nos ocupa. En efecto, se trata del expediente «Cuesta Jorge c/ AFIP» que ingresara en la Corte Suprema en octubre de 2015. Según la información que circula, la ANSES habría también apelado el fallo de la Sala II de la Cámara de la Seguridad Social.

¿Cuales son las notas del fallo que nos ocupa? Surge del resolutorio que resulta a todas luces contradictorio que los beneficios previsionales, protegidos por garantías constitucionales, sean afectados como una renta, enriquecimiento, rendimiento o ganancia gravada por el propio Estado, que es el máximo responsable de velar por la efectividad de dichos principios (art 14 bis y concordantes de la Constitución Nacional). También es irrazonable y carente de toda lógica jurídica asimilar o equiparar prestaciones de la seguridad social a rendimientos, rentas o enriquecimiento obtenidos como derivación de alguna actividad con fines de lucro de carácter empresarial, mercantil o de negocios que la normativa tipifica con precisión de detalles en el respectivo articulado.

Cabe puntualizar que también la Cámara Federal de Paraná destacó que el beneficio jubilatorio no es ganancia en los términos de la ley tributaria sino un débito social que se cumple reintegrando aportes efectuados al sistema de previsión social y que agravia la aplicación del impuesto sobre esos aportes por afectar la naturaleza integral del beneficio y el derecho de propiedad como consecuencia de una doble imposición y el carácter confiscatorio de la reducción. En definitiva ese impuesto fue abonado durante la actividad del jubilado y por tanto, existe una doble imposición. Ello deviene en la inconstitucionalidad.Cabe recordar, que en todo caso, el fallo alcanza a un solo individuo, el que reclamó y accionó. Sin duda marca un precedente y si se confirmara en la Corte Suprema marcaría un firme camino en pos de la justicia social.

III. RECORDATORIO

Cabe en esta instancia recordar a los ilustrados lectores el concepto o definición del tributo. En efecto el impuesto a las ganancias o sobre la renta es un tributo que se aplica sobre los ingresos percibidos por personas, empresas o cualquier entidad legal como medio de recaudación estatal (conf. sitio ABC 29/01/2009 Victoria Bembibre). Agregamos como propio que tiene siempre en vista la rentabilidad como esencia del concepto. Nada más alejado de la prestación jubilatoria que se obtiene luego de los aportes efectuados durante la vida laboral por el beneficiario, el que también, en su caso, fue sujeto del impuesto a la ganancia. Así entonces, como más arriba se indicara, estamos en presencia de la doble imposición, severamente afectada por el principio constitucional y el derecho de propiedad. Extraigan los lectores sus conclusiones.

———-

(*) Abogado (Diploma de Honor), UBA. Posgrado en Asesoría Legal de Empresas (Facultad de Derecho UBA). Profesor consulto, UBA y UNLM. Asesor Académico del Consejo de la Magistratura de la Provincia de Buenos Aires. Jurado del Consejo Nacional de la Magistratura. Ha dictado cursos, seminarios y conferencias en la Argentina, los Estados Unidos, Cuba, Brasil, Uruguay y en Chile. Es autor de libros y de más de un centenar de artículos en diarios y en revistas especializadas.