fbpx

Cristina anunció una moratoria para incluir a 473.000 nuevos jubilados

verimgFrente a miles de militantes enardecidos que desbordaron la Casa Rosada, la presidenta Cristina Kirchner anunció ayer que enviará al Congreso un proyecto de ley para fijar una nueva moratoria previsional para incorporar a 473.000 nuevos jubilados más con los recursos del Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS) de la Anses, que alcanzó los 400.000 millones de pesos.

Sorprendió con una crítica a la extensión jubilatoria anterior de 2005, dispuesta por su esposo, el fallecido ex presidente Néstor Kirchner. «El proyecto de ley atenderá a los sectores de mayor vulnerabilidad social porque la anterior moratoria fue abierta y por allí tuvo la jubilación gente que por ahí hasta te critica», se sinceró la mandataria.

Al advertir lo que decía, se corrigió: «Esta bien, no hay problema… No sería importante que te criticara, sino que pertenece a una familia que puede mantenerse. Pero tiene jubilación igual, porque todo el mundo tiene locura con tener una jubilación o una pensión o algo».

Los nuevos beneficiarios deberán completar los 30 años de aportes con una moratoria durante la cual pagarán sus aportes en cuotas deducibles de sus nuevos haberes. El director de la Anses, Diego Bossio, dará hoy una conferencia de prensa para explicar los detalles del plan.

También la Presidenta anunció la incorporación de tres nuevas vacunas al calendario del Programa Pronacer: contra el rotavirus, la varicela y el meningococo, que así pasará de tener 16 a 19 vacunas. «No sólo los diarios, los médicos también me vacunan», bromeó Cristina.

Además, firmó un acuerdo de ampliación del Programa Sumar con la Ciudad de Buenos Aires y las provincias de Santa Cruz y Córdoba, distritos todos distanciados políticamente del Gobierno que fueron representados por la vicejefa porteña, María Eugenia Vidal, del macrismo, y por los vicegobernadores de Córdoba, Alicia Pregno, y de Santa Cruz, Fernando Cotillo. Este plan brinda protección médica a niños, adolescentes y mujeres de hasta 64 años que no tienen obra social.

Presentó también la universalización de la Tarjeta Argenta y la ampliación de créditos con recursos del FGS de 15.000 a 20.000 pesos, con la posibilidad de que 7000 pesos se otorguen en efectivo.

La Presidenta habló una hora y diez minutos. Los primeros 50 minutos fueron en el Salón de las Mujeres junto a su gabinete y al vicepresidente Amado Boudou, ubicado lejos de Cristina y menos visible para las cámaras de televisión.

Sin embargo, no pudo eludir a la prensa y debió referirse al caso Ciccone, como se informa aparte.

Durante el resto del tiempo Cristina hizo dos arengas desde los balcones del Patio Malvinas y de la Galería de los Patriotas ante unos 4500 militantes de las agrupaciones Tupac Amaru, La Cámpora, Kolina, Unidos y Organizados, Miles, Nuevo Encuentro, JP y PCCE.

«No sé qué problemas tienen con los jóvenes. ¡Yo tengo 61 años y me encantan los jóvenes!», exclamó. Y agregó: «El título de mañana dirá «Cristina confesó que le gustan los jóvenes»». Se quejó luego de quienes critican la negociación con los acreedores internacionales. «Algunas cosas son innegociables, como entregar la Patria a buitres que la quieren despedazar», se enojó.

«Hay una sola forma de entender la Patria, que es amarla y defenderla con la propia vida», remató.

Además, instó a los jóvenes a que la «política tiene que estar en la calle y tomando la calle». Señaló incluso que «el peronismo necesita repensarse a sí mismo» y abogó por «la construcción del gran movimiento nacional y popular». Cristina les agradeció «la jornada maravillosa» del 25 de Mayo e ironizó que «algunos creían que no podíamos llenar la plaza, y por eso están nerviosos». Dijo que temió que le «pongan el pie para no poder entrar a tedeum».

Fuente: La Nación

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: