Debe multarse al oferente de un producto cuando la publicidad no indica en forma clara la fecha de inicio o de finalización

CalendarioPartes: Wamaro S.A. c/ DNCI-DISP 354/12 (EX S01:161201/10) s/

Tribunal: Cámara Nacional de Apelaciones en lo Contencioso Administrativo Federal

Sala/Juzgado: IV

Fecha: 21-nov-2013

Cita: MJ-JU-M-83787-AR | MJJ83787 | MJJ83787

Se debe aplicar sanción de multa al oferente de un producto cuando la oferta publicitaria que realiza para potenciales consumidores no indica en forma clara la fecha de inicio y/o de finalización.

Sumario:

1.-Corresponde confirmar la disposición que impuso sanción de multa a une empresa por infracción al art. 7º de la ley 24240 de Defensa del Consumidor en virtud de haber publicado una oferta sin la fecha precisa de inicio de la misma.

2.-El art. 7º de la ley 24240 prevé que la oferta dirigida a consumidores potenciales indeterminados, obliga a quien la emite durante el tiempo en que se realice, debiendo contener la fecha precisa de comienzo y de finalización, así como también sus modalidades, condiciones o limitaciones.

3.-Si bien en el aviso puede leerse la leyenda esta semana , lo cierto es que ello no es claro al simple razonamiento de quien lo lee.

4.-La ley 24240 de defensa al consumidor busca suministrar a toda persona física o jurídica que adquiere o utiliza bienes o servicios en forma gratuita u onerosa información cierta, clara y detallada todo lo relacionado con las características esenciales de los bienes y servicios que provee.

5.-El derecho del consumidor es un sistema global de normas, principios, instituciones e instrumentos, que tiene por finalidad, por un lado, garantizar al consumidor una posición de equilibrio en sus relaciones con los empresarios y, por otro, preservar la lealtad en las relaciones comerciales, de manera de evitar que se produzcan desvíos o captación potencial de clientela por medio de métodos contrarios a dicha lealtad.

6.-Las infracciones a la Ley de Defensa al Consumidor son formales y su verificación supone, como regla, la responsabilidad del infractor, sin que requiera la producción de un daño concreto sino simplemente pura acción u omisión .

Fallo:

Buenos Aires, 21 de noviembre de 2013.

VISTOS: para resolver estos autos “WAMARO SA C/ DNCI-DISP 354/12 (EX S01:161201/10)”; y CONSIDERANDO:

I.- Que estas actuaciones se iniciaron en virtud de una publicidad aparecida en el diario Clarín el 02/05/10 encargada por WABRO SA en la que se consignó la frase “…somier center (…) 35% off + 18 cuotas (…) oferta válida (…) hasta el 07/05/2010…” sin indicar la fecha precisa de comienzo de la oferta.

II.- Que, mediante disposición 354/12, del 24 de octubre de 2012, el Subsecretario de Comercio del Interior impuso a WABRO SA una multa de pesos ocho mil ($ 8.000) por infracción al art. 7º de la ley 24.240 de Defensa del Consumidor.

III.- Que, contra esa decisión, la empresa sancionada interpuso y fundó su recurso de apelación a fs. 60/62; los que no fueron contestados por su contraria (confr. fs. 81).

IV.- Que, en su escrito recursivo, la sumariada manifestó que hizo referencia al plazo de inicio de la oferta al precisar la frase “esta semana” (fs. 2). Agrega, que el aviso no causó perjuicio a consumidor alguno y que se indicó los datos del sitio web de donde surge la fecha de vigencia y demás información de la promoción. Consideró que la falta por la que se la imputa es “una cuestión netamente formal” (fs. 61, parr. 5), que no indujo al engaño del consumidor.

V.- Que cabe recordar que el art.7º de la ley 24.240 prevé: “la oferta dirigida a consumidores potenciales indeterminados, obliga a quien la emite durante el tiempo en que se realice, debiendo contener la fecha precisa de comienzo y de finalización, así como también sus modalidades, condiciones o limitaciones…”.

VI.- Que, el derecho del consumidor es un sistema global de normas, principios, instituciones e instrumentos, que tiene por finalidad, por un lado, garantizar al consumidor una posición de equilibrio en sus relaciones con los empresarios y, por otro, preservar la lealtad en las relaciones comerciales, de manera de evitar que se produzcan desvíos o captación potencial de clientela por medio de métodos contrarios a dicha lealtad.

Este sistema encuentra su fundamento en el principio general del derecho del consumidor y usuario consagrado en el artículo 42 de la Constitución Nacional, del que se deriva el derecho de aquellos a la debida información y su correlativo deber impuesto al proveedor.

VII.- Que, en primer término cabe adelantar que los agravios de la actora no pueden prosperar. En efecto, si bien en el aviso puede leerse la leyenda “esta semana”, lo cierto es que ello no es claro al simple razonamiento de quien lo lee y así lo ratifica la recurrente en su memorial al indicar que la oferta fue publicada el domingo 02/05/10, pero que la misma inicia el lunes próximo (fs. 60vta.). Cabe entonces recordar que la ley 24.240 de defensa al consumidor busca suministrar a toda persona física o jurídica que adquiere o utiliza bienes o servicios en forma gratuita u onerosa información cierta, clara y detallada todo lo relacionado con las características esenciales de los bienes y servicios que provee. Dentro de esto, la ley hace referencia en forma específica en su art. 7º que se debe indicar en forma precisa el comienzo y finalización de la oferta.Por lo que dicha exigencia no puede quedar librada a la interpretación del consumidor, más aun cuando, en el caso, la oferta no comenzaba el domingo en que fue publicada, sino al día siguiente.

VIII.- Que, en relación con la falta de perjuicio a potenciales consumidores, se debe señalar que este tipo de transgresiones no requieren de un daño concreto a los derechos de los consumidores sino la posibilidad de su existencia y las normas legales imponen pautas y conductas objetivas que deben ser respetadas, bajo apercibimiento de las sanciones previstas en la norma (Conf. Sala V, “José Saponara y Hnos. c/ Sec. de Comercio” y “Banco del Buen Ayre SA-RDI c/DNCI Disp. 618/05”, sentencia del 6/02/07).

IX.- Que, por último, corresponde aclarar que este tipo de infracciones son formales y su verificación supone, como regla, la responsabilidad del infractor, sin que requiera la producción de un daño concreto sino simplemente “pura acción” u “omisión”.

Por ello, su apreciación es objetiva y se configuran por la simple omisión que basta por sí para violar las normas (conf.

Sala III, “Supermercados Norte c/ DNCI-DISP 364/04”, sentencia del 09/10/06).

X.- Que respecto al monto de la multa, su determinación y graduación es resorte primario de la autoridad administrativa, principio que sólo cede ante una manifiesta arbitrariedad (Confr. Sala V, “Musso, Walter c/ Prefectura Naval Argentina”, sentencia del 27/05/97).

En el caso, al no resultar la sanción desproporcionada en relación con la falta cometida, teniendo en cuenta la posición en el mercado de la empresa sancionada, las características del servicio y demás circunstancias del caso, no se advierte que resulte arbitraria, por lo que corresponde confirmarla.

Por lo expuesto SE RESUELVE: Confirmar la disposición apelada, sin costas por no haber mediado actividad útil de la contraria.

Regístrese, notifíquese y devuélvase.

MARCELO DANIEL DUFFY

JORGE EDUARDO MORAN

ROGELIO W. VINCENTI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s