Cómo defender a un asesino

La temática legal y jurídica rodea nuestra vida cotidiana constantemente, incluso en aquellos momentos en que podemos despejarnos con algo de entretenimiento televisivo para escapar de la realidad por unos instantes, la justicia y la ley dicen presente a la hora de ofrecernos ficción.
El arte jurídico, como toda ficción, tiene sus comienzos en la pantalla grande y es el cine quizás lo que más relevancia ha tenido para la mayoría de los abogados a lo largo de la historia. Sin embargo, con la llegada de plataformas digitales como Netflix, HBO, ON DEMAND, son las series las que cada vez juegan un papel más fuerte en el entretenimiento jurídico-legal, ya que al tener una línea temporal marcada, a diferencia de las películas, su contenido se vuelve más realista e ilustrativo.
Sin ir más lejos, muchas personas elijen ser abogados en base a una serie que les mostró, salvando las distancias, cómo trabaja un abogado en el trato con su cliente y el ingenio o la capacidad del mismo para defenderlo. Por ello, la ficción audiovisual constituye una buena herramienta para comprender el mundo de la Abogacía.
A continuación, Microjuris ofrece una breve reseña de la serie seleccionada del día, “How to get away with murder”.
“How to Get Away with Murder”, o “Cómo defender a un asesino” en español, es una serie de temática drama-legal producida por Shonda Rhimes (creadora de Grey’s Anatomy y Scandal) y protagonizada por Viola Davis. Se estrenó en 2014 y consta de 4 temporadas. Para quien quiera verla, se encuentra disponible en Netflix.
La misma se centra en la historia de una profesora de derecho penal y cinco de sus estudiantes, que enfocados en una investigación penal que al principio parece una más, se ven involucrados hasta el punto que comienzan a desdibujarse las fronteras entre la academia y la vida real.
La profesora, Annalise Keating, tiene una extraña y original manera de dar sus clases en las que sus alumnos deben competir por conseguir un lugar en su estudio de abogados para aplicar así sus enseñanzas en la vida real. La practicidad de su método se ve en el primer capítulo, cuando comienza su clase de derecho penal diciendo ” No sé qué cosas terribles habrán hecho en su vida hasta este punto, pero claramente su karma esta fuera de balance: Han sido asignados a mi clase. Soy la profesora Annalise Keating y esto es Derecho Penal, o como prefiero llamarlo… Cómo defender a un asesino…”.
Annalise, brillante, apasionada y creativa profesora de derecho penal en una prestigiosa universidad, parece tener la vida perfecta ante sus colegas, clientes y alumnos, quienes le temen tanto como la admiran. Sin embargo, ésta sólo es la cara de mujer fuerte que elige mostrar al mundo, ya que en realidad bajo esa seguridad esconde otra faceta débil y frágil, la de una persona que ha sufrido daños físicos y emocionales a lo largo de su vida. Aunque parezca tenerlo todo, una carrera exitosa, prestigio y una lujosa casa en la que vive con su marido ideal, uno de los casos que investiga la lleva a enfrentar secretos que podrían destruir tanto su matrimonio como su vida.