En un clima crispado, el Gobierno convocó a la empresa a otra reunión

El Poder Ejecutivo elaboró una contraoferta con el fin de obtener datos de coimas; la empresa es reticente

“La pelota está del lado de Odebrecht. Con esta reunión vamos a conocer si quieren o no quieren acordar con nosotros.” Con esa expectativa, un alto funcionario del Gobierno se refirió al encuentro con el gigante brasileño convocado para hoy por el ministro de Justicia, Germán Garavano. La empresa hizo su primera propuesta la semana pasada y el Poder Ejecutivo elaboró una contraoferta, pero, por ahora, las partes no logran coincidir en sus pretensiones.

La empresa ayer miraba la negociación con cierto escepticismo, luego de que el Poder Ejecutivo advirtió que no puede evitar la persecución penal en contra de la firma. Además, Odebrecht aún tiene entreabierta la puerta de un acuerdo con los fiscales, por lo que debe evaluar si le conviene, o no, avanzar con dos convenios paralelos. Todo en la previa a que lleguen los primeros datos desde Brasil.

“Odebrecht quiere un acuerdo con el Estado y tocó todas las puertas. Ahora hay que ver si alguien abre”, dijo ayer una fuente cercana a Odebrecht en diálogo con este medio, al referirse a las propuestas que la empresa presentó tanto en la Justicia como en el Gobierno.

Fuente: La Nacion