Conductor que maniobró marcha atrás de modo imprudente, debe responder por los perjuicios causados a quien fue embestido

choque-auto-y-conectivoPartes: Aissa Alexis c/ Morlivo Juan C. s/ daños y perjuicios

Tribunal: Tribunal Colegiado de Responsabilidad Extracontractual de Rosario

Fecha: 10-may-2016

Cita: MJ-JU-M-100416-AR | MJJ100416

cuadro

Sumario:

1.- Corresponde admitir la demanda de daños y perjuicios derivada del accidente de tránsito contra el conductor del rodado embistente desde que de la pericia mecánica practicada surge que las denuncias de ambas partes son coincidentes en que la colisión se produjo retrocediendo el demandado e impactando contra la parte frontal del vehículo del actor, resultando de ello además, que el demandado revistió la calidad de embistente y revistiendo la maniobra de la marcha atrás carácter de excepcional, se deben extremar los cuidados.

Fallo:

En la ciudad de Rosario, a los 10 de mayo de 2016

siendo día y hora de Audiencia de Vista de Causa designada en los autos caratulados «AISSA, Alexis c/ MORLIVO, Juan C. s/ Daños y Perjuicios» expte. N° 1767/14 que se tramitan por ante este Tribunal Colegiado de Responsabilidad Extracontractual N° 1, siendo Juez de Trámite la Dra. Mariana Varela, comparecen por la parte actora el Dr. Jorge Cusenza en virtud del Poder Especial obrante a fs. 2, manteniendo el domicilio legal constituido, solicitando se le otorgue la participación legal correspondiente, a lo que V.S. dice: téngase al Dr. Jorge Cusenza por presentado y domiciliado, en el carácter acreditado, otórguesele la participación legal correspondiente, acompañe aporte inicial y por la demandada y citada en garantía el Dr. Carlos Corbella. Se integra el Tribunal con las Dras. Susana Igarzabal y el Dr. Marcelo Carlos Quaglia Juez de Primera Instancia de Distrito en lo Civil y Comercial de la 14° Nominación, por encontrarse la Dra. Paula Sansó con licencia y las partes consienten expresamente dicha integración. Seguidamente las partes desisten del resto de las pruebas faltantes. Se agrega documental reservada en Secretaría. Seguidamente las partes alegan por su orden. A continuación el Tribunal pasó a deliberar y luego dijo:

Y CONSIDERANDO: 1.- La legitimación activa de ALEXIS AIASSA surge del invocado carácter de propietario del automóvil Chevrolet Corsa dominio BUH 533, hecho que no se encuentra controvertido. En ese carácter incoa el resarcimiento de los daños derivados del hecho de marras.

2. – La legitimación pasiva de JUAN CARLOS MORLIVO deriva de su calidad de conductor de la camioneta Renault Traffic dominio SGS 437 en oportunidad del hecho, lo que surge de la denuncia efectuada ante el SIDEAT por el demandado, conforme informativa del SIDEAT (fs.73/74)

Ha comparecido SEGUROS BERNARDINO RIVADAVIA COOP. LTDA acatando la citación en garantía de la camioneta Renault Traffic dominio SGS 437 por encontrarse vigente el contrato de seguro de responsabilidad civil.

3.- El hecho causa del proceso consiste en un accidente de tránsito ocurrido el día 3 de febrero de 2014 a las 20:00 hrs aproximadamente en Bv Avellaneda a la altura catastral del 3420 de la ciudad de Rosario, entre la camioneta Renault Traffic dominio SGS 437 conducida por JUAN CARLOS MORLIVO y el automóvil Chevrolet Corsa dominio BUH 533 automóvil Chevrolet Corsa dominio BUH 533 que se encontraba estacionado en el lugar del hecho.

4.- Se encuentra vigente el nuevo Código Civil y Comercial de la Nación y por ende cabe entrar en la consideración del art. 7 de dicho ordenamiento., «Interpretando dicho artículo, el Dr. Lorenzetti sostiene que se trata de una regla dirigida al juez y le indica que ley debe aplicar al resolver un caso, estableciendo que se debe aplicar la ley de modo inmediato y que no tiene efectos retroactivos, con las excepciones previstas. Entonces, la regla general es la aplicación inmediata de la ley que fija una fecha a partir de la cual comienza su vigencia (art. 5) y deroga la ley anterior, de manera que no hay conflicto de leyes. El problema son los supuestos de hecho, es decir , una relación jurídica que se ha cumplido bajo la vigencia de la ley anterior , tiene efectos que se prolongan en el tiempo y son regulados por la ley posterior, La norma, siguiendo al Código derogado, establece la aplicación inmediata de la ley a las consecuencias de las relaciones y situaciones jurídicas existentes. Las que se constituyeron o extinguieron cumpliendo los requisitos de la ley anterior no son alcanzadas por este efecto inmediato.(Conf. Lorenzetti, Ricardo Luis, Director. Código Civil y Comercial de la Nación Comentado, T 1, ed. Rubinzal Culzoni, Santa Fe, 2014, pp.45/47) .en el sistema actual la noción de retroactividad es una derivación del concepto de aplicación inmediata. Por lo tanto la ley es retroactiva si se aplica a una relación o situación jurídica ya constituida (ob cit.p 48/49)»Cámara de Apelación en lo Civil y Comercial de Corrientes, Sala IV, MMI c/MC s/ Prescripción Adquisitiva, Expte 78263/12, El Dial AA90D1

Así, se ha explicado que si el ad quem «revisa una sentencia relativa a un accidente de tránsito, aplica la ley vigente al momento de ese accidente, en agosto de 2015 la revisará conforme al artículo 1113 del Cod. Civ no porque así resolvió el juez de primera instancia, sino porque la ley que corresponde aplicar es la vigente al momento que la relación jurídica nació ( o sea, el del accidente). En cambio, si la apelación versara sobre consecuencias no agotadas de esas relaciones, o lo que atañe a la extinción de esa relación (por ej. Una ley que regula la tasa de internes posterior al dictado de la sentencia de primera instancia), debe aplicar esa ley a los

períodos no consumidos» Kemelmajer de Carlucci, Aída, El art. 7 del Código Civil y Comercial y los expedientes en trámite en los que no existe sentencia firme, en LL del 22.4.15, p.1 cita on line AR/DOC/1330/2015; relativizando en parte tal razonamiento, p.c Rivera Julio César, Aplicación del CCyC a los procesos judiciales en trasmite y otras cuestiones que debería abordar el Congreso, en LL 4.5.2015

Lo expresado se encuentra en consonancia con el criterio sentado por la Corte Suprema de Justicia de la Nación en su reiterada jurisprudencia «según conocida jurisprudencia del Tribunal en sus sentencias se deben atender las circunstancias existentes al momento de la decisión, aunque ellas sean sobrevinientes a la interposición del recurso extraordinario, y si en el transcurso del proceso han sido dictadas nuevas normas sobre la materia objeto de la litis, la decisión de la Corte deberá atender también a las modificaciones introducidas por esos preceptos en tanto configuren circunstancias sobrevinientes de las que no es posible prescindir (conf.Fallos:306:1160; 318:2438; 325:28 y 2275; 327:2476;331:2628; 333:11474; 335:905, entre otros) CSJN autos D.I.P.V.G y otros c/ Registro del Estado Civil y Comercial de las Personas s/Amparo, 6/8/15. CIV 34570/2012/1/RH1

5.- El caso se subsume en la normativa del art. 1113 2° párrafo del CC. Corresponde a la demandada probar que el hecho acaeció por culpa de la víctima o de un tercero por quien no ha de responder por aplicación del art. 1113 CC.

Sobre el particular la CSFe ha sostenido «que la norma del art. 1113CC que consagra la imputación objetiva del deber de reparar, deja de lado la exigencia de un soporte subjetivo para la responsabilidad y la atribuye por los daños ocasionados por el riesgo o vicio de la cosa, favoreciendo la exigencia generalizada de que los

daños sean reparados. Así la actuación dañosa de la cosa riesgosa importa un factor objetivo de atribución de responsabilidad en cabeza del dueño o guardián, salvo que pruebe la culpa de la víctima o de un tercero por quien no debe responder, lo que excluiría el nexo causal en que se funda la responsabilidad. Claro está que en este caso las eximentes legalmente previstas exigen que el demandado pruebe la interrupción del nexo causal por la incidencia de una causa extraña que sea ajena al riesgo propio de la cosa por la cual responde» CSJSfe.: A y S T222, p.76/83 » Steeman Oscar c/ Frigorífico Paladini SA s/ Daños y Perjuicios. 19/9/07.

Cuando un automóvil interviene en una colisión la determinación de responsabilidad encuadra en el art. 1113 CC que consagra una presunción de responsabilidad del propietario o guardián de la cosa por el riesgo creado.La eximente de responsabilidad se funda en la causa generadora del daño o sea la conducta de la víctima o de un tercero por quien no haya de responder en el acaecimiento del hecho o la existencia de caso fortuito.

Así lo ha entendido la jurisprudencia «Pese a la intervención de una cosa riesgosa en un accidente puede no haber responsabilidad si se prueba la culpa de la víctima con aptitud para cortar el nexo de causalidad a que alude el artículo 1113 del Código Civil; pero ella debe revestir las características de imprevisibilidad e inevitabilidad propias del caso fortuito o fuerza mayor » Corte Suprema de Justicia de la Prov. de Santa Fe, del voto del Dr. Falistocco en autos LÁZZARI DE MILANESI NORA c/ MESSULAM ,MIGUEL – 5/08/98

Es que la culpa de la víctima o de un tercero por quien no se responde debe

tener la aptitud de cortar el nexo de causalidad entre la actividad y el perjuicio, «cuando la ley presume la relación causal la apreciación de la prueba sobre la intervención de una causa ajena debe ser severa, se requiere dar razones que no impliquen meras conjeturas.debe estar demostrada en forma clara y convincente» CSJSfe.: A y S T222, p.76/83 » Steeman Oscar c/ Frigorífico Paladini SA s/ Daños y Perjuicios.19/9/07 6.- La demandada ha negado la mecánica accidental.

Surge de la denuncia ante el SIDEAT del demandado que al realizar una maniobra de estacionamiento con la camioneta Renault Traffic dominio SGS 437 , en dirección al sur sobre Bv Avellaneda a la altura del 3420 aproximadamente, en el momento en que retrocedió no pudo evitar embestir con la parte trasera de la camioneta, la delantera del automóvil Chevrolet Corsa dominio BUH 533 que se encontraba estacionado paralelo al cordón de la vereda (fs.74 vta)

La pericia mecánica practicada por el Ingeniero Mecánico Jorge Sanguinetti dictamina que las denuncias de ambas partes son coincidentes en que la colisión se produjo retrocediendo el demandado e impactando contra la parte frontal del vehículo del actor, resultando de ello además, que el demandado revistió la calidad de embistente (fs.116)

Por ende ha quedado acreditado que la camioneta Renault Traffic dominio SGS 437 estaba realizando una maniobra de marcha atrás en oportunidad del hecho cuando embistió la parte delantera de la camioneta Renault Traffic dominio SGS 437 que se encontraba estacionada

7.- La maniobra de la marcha atrás es excepcional pues no es previsible y ante los riesgos que presenta, se deben extremar los cuidados. Importa en el presente caso, una violación del art. 48 inc.h) y d) de la ley 24.449

Así se ha resuelto que «La marcha atrás de un vehículo es siempre una maniobra peligrosa y quien la efectúa debe extremar las medidas de precaución, verificando previamente que puede hacerlo sin riesgo» CNCivil, Sala M, Caricato de Perazzo c/Chiapasco s/Daños y Perjuicios», 20/8/96 cit en Daray Hernán en derecho de daños en Accidentes de tránsito, T 1, ed.Astrea, BA, 2001,

«Quien realiza una maniobra de retroceso de su vehículo con la finalidad de salir de su estacionamiento debe tomar el máximo de las precauciones, mirando los distintos espejos retrovisores y luego de cerciorarse que no mediaba peligro alguno para terceros, proceder a ponerlo en marcha» CNCiv Sala F «Yung Cecilia c/Banco del Buen Ayre SA s/sumario» 20/5/96, ob. Cit. p 167

El fundamento de la responsabilidad del conductor demandado radica en «la obligación de conservar el dominio del vehículo y estar atento a las contingencias del tránsito» C itado por, Meilij, Responsabilidad Civil en los accidentes del tránsito, Nova Tesis, BsAs, 2003, p.75 , importa la aplicación de la norma del art. 39 ley 24.449 requiriendo atención y prudencia en la conducción del vehículo.La marcha atrás es una maniobra que debe realizarse con el máximo de precaución.

En ese sentido cabe tener presente que por aplicación del art, 1113 CC la carga probatoria de la eximente de responsabilidad incumbe a la parte demandada y ante la ausencia de tales pruebas corresponde imputarle a esa parte, la responsabilidad total en el hecho.

8.- Encontrándose acreditada la responsabilidad de la parte demandada corresponde analizar los daños pretendidos y su nexo de causalidad con el hecho.

En lo referente a los gastos por reparación del automóvil Chevrolet Corsa dominio BUH 533, el presupuesto acompañado de fecha 1/4/14 emanado del taller Stop Temáticos y Servicios por la suma de $19.860 es inferior al monto determinado en la pericia por $31.597.comprensivos de repuestos y mano de obra a la fecha de la percia (fs. 115 vta)

Los daños en el vehículo se compadecen con la mecánica del hecho y resultando el monto del presupuesto inferior, corresponde admitir la procedencia del rubro estimándolo en la suma de DIECINUEVE MIL OCHOCIENTOS SESENTA

PESOS ($19.860)

9- En lo concerniente a la privación de uso pretendido por el tiempo de reparación, la pericia ha estimado en cuatro días hábiles el tiempo necesario para efectuar la reparación de los daños por tanto corresponde indemnizar la privación de uso del automóvil Chevrolet Corsa dominio BUH 533por el tiempo que demandaron las reparaciones, en la suma de MIL SEISCIENTOS PESOS ($1.600).a razón de cuatrocientos pesos por día fundado en el art. 245 CPC.

No procede el rubro desvalorización por cuanto no se ha presentado el vehículo a la inspección pericial (art. 196 CPCC) sin incidencia en las costas atento a su insignificancia.(art. 252 CPCC)

10.- Los montos resarcitorios proceden con más con más sus intereses según la

tasa de interés equivalente al coeficiente promedio entre la tasa activa y tasa pasiva promedio mensual vencida sumada del Nuevo Banco de Santa Fe S.A.desde la fecha del hecho hasta los diez días de notificada la sentencia de conformidad con lo normado en el art. 768 inc c del CCC. A partir del vencimiento de dicho plazo y hasta su efectivo pago, devengará un interés equivalente al doble de la tasa referida

11- Las costas totales se imponen a la parte demandada en atención al vencimiento objetivo y lo normado por el art. 251 CPCC.

12.- Corresponde extender los efectos de la presente sentencia a la citada en garantía en los términos de la ley 17.418

Por lo expuesto y aplicando las disposiciones previstas en los art. 1109 y 1113 y ss del C.C. y los arts., 245, 251, 541 y conc, del CPCC., el TRIBUNAL DE RESPONSABILIDAD EXTRACONTRACTUAL N 1 DE ROSARIO

RESUELVE 1) Hacer lugar a la demanda y en consecuencia condenar a la parte demandada JUAN CARLOS MORLIVO a abonar a la actora ALEXIS AIASSA dentro del término de 10 días la suma de Veintiún Mil Cuatrocientos Sesenta Pesos ($21.460.-) con más los intereses allí determinados con costas a la parte demandada.

2) Extender los efectos de la sentencia a la citada en garantía SEGUROS BERNARDINO RIVADAVIA COOP. LTDA. en los términos del art. 118 LS 3) Los honorarios se regularán por auto

No encontrándose presentes las partes para la lectura de la sentencia,

notifíquese por cédula. Con lo que se dio por terminado el acto.

A %d blogueros les gusta esto: