fbpx

Avanzó en el Senado el proyecto de ley de presupuesto para 2015

cálculoEl kirchnerismo firmó dictamen ayer en el Senado del proyecto de ley de presupuesto 2015, a pesar de las serias objeciones planteadas por la oposición en torno a la inconsistencia de los indicadores previstos para el año que viene por el Poder Ejecutivo y la ausencia de medidas para combatir problemas de la economía como la inflación, la caída del empleo y el estancamiento del crecimiento.

«El proyecto está lleno de inconsistencias y nada dice de cómo van a bajar la inflación al 15,6%, cómo reducirán el gasto del 43% al 18% y cómo van a salir del default», se quejó la senadora radical Laura Montero (Mendoza).

Tras imponer su mayoría en la Comisión de Presupuesto y Hacienda, el proyecto quedó en condiciones para ser debatido en el recinto el miércoles de la semana próxima, cuando el oficialismo pretende sancionar la denominada ley de leyes.

Al plenario de comisiones de ayer, que se realizó en el Salón Azul del Congreso, concurrieron varios invitados, destacándose el presidente de la Auditoría General de la Nación (AGN), el radical Leandro Despouy, quien cuestionó «las transferencias discrecionales» que realiza el Poder Ejecutivo a partir del uso de los denominados «superpoderes».

Al respecto, el funcionario de extracción radical aseguró que la modificación de partidas mediante resoluciones «supera a las regladas desde 2003 hasta 2012».

También Despouy dijo que del análisis de los anteriores ejercicios surge que el Gobierno ejecuta la totalidad de las partidas, pero que «no lo hace con los objetivos que estaban planificados» en las leyes sancionadas por el Congreso.

Anteayer, la comisión había escuchado la defensa del proyecto realizada por el viceministro de Economía, Emmanuel Álvarez Agis, quien mantuvo un duro duelo verbal con varios senadores de la oposición.

Junto con el segundo de Axel Kicillof, también concurrieron a dar detalles del proyecto los secretarios de Hacienda, Juan Carlos Pezoa, y de Finanzas, Pablo López, y el secretario de Evaluación Presupuestaria de la Jefatura de Gabinete, Fabricio Bolatti.

En otro tramo de la audiencia de ayer, la senadora Liliana Negre de Alonso (PJ-San Luis), le preguntó a Despouy si había información actualizada sobre la situación de Aerolíneas Argentinas, ya que el último informe que poseía de la AGN reveló que arrojaba pérdidas por $ 18.000 millones y databa de 2011.

«Le podría decir que las últimas transferencias que hemos certificado están cerca de los 20.000 millones», aseguró el presidente de la AGN, quien reveló que el organismo que preside y que fue duramente cuestionado desde la Casa Rosada está concluyendo un análisis sobre la gestión de Aerolíneas Argentinas, empresa que preside el camporista Mariano Recalde.

Las cifras cuestionadas por la oposición al proyecto de presupuesto 2015 son las previsiones macroeconómicas que establece para el último año de la administración de Cristina Kirchner. Estas mismas críticas expresó la oposición en el debate que se dio en la Cámara de Diputados cuando se trató la iniciativa hace dos semanas.

Según el proyecto, el año próximo el PBI crecerá en un 2,8%, la inflación estimada será del 16,5% y el resultado del ejercicio será deficitario en un 0,8%, producto de un gasto apenas superior a los $ 1.489.900.100 de recursos estimados.

La iniciativa toma como base un dólar promedio de $ 9,45 y estima por otra parte más de $ 93.000 millones para la cancelación de deuda pública.

Acuerdo con Suiza por las cuentas

Convenio

El Senado aprobó ayer sin debate y por unanimidad un convenio entre la Argentina y Suiza, que elimina la doble imposición en materia fiscal.

Interés de la AFIP

El acuerdo es impulsado por el titular de la AFIP, Ricardo Echegaray, y desactivará el secreto fiscal y bancario que rige en el país europeo.

Causas judiciales

El secreto fiscal suele ser el principal obstáculo para el avance de las investigaciones en la Justicia por casos de corrupción.

Finalidad

El convenio bilateral fue firmado en marzo entre las cancillerías de ambos países y apunta a evitar que quienes tengan negocios o inversiones en Suiza o en la Argentina puedan eludir los impuestos en ambos países..

Fuente: La Nación

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: