Venezuela, sin festejos de Año Nuevo por el grave estado de Chávez

????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????Venezuela inició el año 2013 sin festejos oficiales y en medio de un clima de nerviosismo reflejado en las redes sociales, a la espera de noticias sobre el delicado estado de salud del presidente Hugo Chávez, internado en La Habana tras su operación del 11 de diciembre. Aunque su yerno y ministro de Ciencia y Tecnología, Jorge Arreaza, afirmó que el mandatario se encontraba “estable y tranquilo”, algunas versiones señalaban que en realidad está en un coma inducido y que su muerte podría ocurrir en cualquier momento.

Las calles de Caracas estaban prácticamente desiertas ayer a la mañana, tras una noche menos movida de lo habitual en esta fecha. Por respeto al grave estado de Chávez las autoridades de la capital cancelaron los dos grandes actos de celebración previstos para fin de año, el tradicional concierto de la plaza Bolívar, en el municipio Libertador (oficialista), y el de la plaza Altamira, en el acomodado municipio Chacao (opositor), aunque muchos vecinos salieron de sus casas a despedir el año y el cielo de la capital se llenó de fuegos artificiales hasta la madrugada.

La tarde del lunes estuvo especialmente cargada de rumores y comentarios en Twitter sobre un radical deterioro y hasta la supuesta muerte de Chávez , lo que fue desmentido desde la capital cubana por su yerno, quien está en Cuba junto al resto de la familia presidencial desde que el mandatario fue operado y fue en estas semanas uno de los voceros oficiales.

“Compatriotas, NO crean en rumores mal intencionados. El Presidente Chávez ha pasado el día tranquilo y estable, acompañado por sus hij@s”, dijo en su cuenta de Twitter.

Pese a que ayer la cancillería venezolana difundió una carta en la que Chávez felicitaba a Cuba por el 54° aniversario de la Revolución, las dudas continuaban. “En este 1° de enero tan especial, cuando las circunstancias de la lucha por la vida han unido más que nunca a las Revoluciones Cubana y Bolivariana, los pueblos de Venezuela y Cuba comulgamos en oración y en esperanza para celebrar nuestra solidaridad fraterna”, señaló.

Lo cierto es que las versiones sobre el agravamiento del estado del presidente se multiplican. El diario ABC de España publicó ayer que “Chávez ha entrado en los últimos días en un coma inducido, con las constantes vitales muy debilitadas, mantenidas gracias a la asistencia artificial”. El corresponsal en Washington del diario español agregó, citando fuentes anónimas, que se había programado “una próxima desconexión de la asistencia artificial que prorroga la vida del presidente venezolano.

Esa desconexión, con resultado previsible de fallecimiento, podría producirse en cualquier momento ”.

Venezuela está en vilo desde el domingo, cuando el vicepresidente Nicolás Maduro –el sucesor nombrado por Chávez el 8 de diciembre, antes de su operación– anunció que el mandatario había sufrido “nuevas complicaciones” en el postoperatorio y que su tratamiento no estaba “exento de riesgos”.

Desde que Chávez, de 58 años, partió a La Habana hace más de 20 días tras anunciar su nueva recaída, no ha aparecido en público ni se le ha visto en fotos, algo inusual en un mandatario que desde que llegó al poder en 1999 ha estado omnipresente en los medios.

Nunca se ha publicado un parte médico desde que se le detectó el cáncer “en la zona pélvica” a mediados de 2011, y desde la última operación el gobierno informa con cuentagotas sobre su estado de salud en escuetos comunicados.

Las dudas crecen a medida que se acerca el 10 de enero, el día previsto para que Chávez asuma su nuevo mandato de seis años, tras su reelección el 7 de octubre. Oficialismo y oposición no descartan que la fecha se retrase en función de la recuperación del presidente. El cardenal y arzobispo de Caracas, Jorge Urosa, opinó antes de iniciar la misa del primer día del 2013 que la incertidumbre se disipará “plenamente” el 10 de enero.

Fuente: http://www.clarin.com

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: