Comienza análisis en el Congreso de la reforma del Código Civil y Comercial

El tema más importante que abordará el Congreso de la Nación en el segundo semestre del año será sin dudas la reforma del Código Civil y Comercial.

El proyecto fue anunciado por la presidenta Cristina Fernández de Kirchner en su discurso del 1 de marzo en la apertura de sesiones ordinarias, y luego la propia mandataria presentó el anteproyecto que ingresó al Senado el 8 de junio pasado.

La Comisión de Asuntos Constitucionales del Senado empezará a debatir este jueves el proyecto de ley de reforma del Código Civil y Comercial de la Nación.

Previamente, la comisión que preside el neuquino Marcelo Fuentes analizará como se conformará la comisión bicameral impulsada por la presidenta Cristina Fernández de Kichner.

En su cuenta de Twitter (cfkargentina), la primera mandataria sostuvo que «es imposible resolver los problemas del siglo XXI con textos del siglo XIX, porque no tiene absolutamente nada que ver con lo que está pasando».

Para dar cuenta de los mismos, la Presidenta recordó que había anunciado en su momento la presentación de un proyecto de Ley de Adopción. «El nuevo Código contempla facilitar ese trámite», destaca.

A través de varios tweets, Fernández de Kirchner mencionó que «el avance de la ciencia ha permitido a través de instrumentos científicos lograr tener un hijo. Esto debe estar contemplado y protegido», y a continuación citó las técnicas de reproducción humana asistida, como así también el tema de la gestación sustituta que se hace a través de control judicial, o los contratos prenupciales, que están vigentes en muchísimos países.

«Estamos hablando de las cosas cotidianas de todos los días, no estamos hablando de cosas abstractas», puntualizó la presidenta de la Nación, que destacó también la propuesta de «la creación de una comisión bicameral, para el tratamiento en un acto de pluralidad y respeto democrático a la división de poderes».

También agregó que «a instancias del Dr Bartolomé Mitre, el Código Civil que rige en la actualidad fue aprobado a libro cerrado. No es lo que vamos a impulsar».

Puntos más importantes

• Matrimonio: No se realizarán distinciones de sexo a los efectos de «definir quienes pueden unirse en matrimonio, manteniendo el avance logrado con la Ley Nº 26.618», de matrimonio igualitario.

En este sentido, agrega la posibilidad de «optar» entre el régimen de comunidad de ganancias y el de separación de bienes (con acuerdo prenupcial).

• Divorcio: Simplifican los trámites para su solicitud. Considera la libre petición de uno o ambos cónyuges, quienes a su vez podrán «hacer propuestas y acordar sobre los efectos que tendrá la disolución».

• Reproducción humana asistida: Actualiza la legislación mediante la incorporación de las «técnicas de reproducción asistida», por ejemplo, mediante las técnicas de inseminación artificial o fecundación in vitro, haciendo prevalecer la voluntad «procreacional».

• Adopción: En este caso se simplifica el régimen jurídico y se prioriza el interés del niño por sobre el de los adultos. Mantiene la «adopción plena y simple» e incorpora la adopción por integración, en caso de familias conformadas por parejas que tengan hijos de otras relaciones.

• Propiedad comunitaria indígena: Ésta será exclusiva, perpetua, indivisible, imprescriptible, insusceptible de gravámenes, no se podrá embargar ni ejecutar. Apunta a la «preservación de la identidad cultural y el hábitat» de los pueblos originarios.

• Gestación por sustitución: Lo central en este punto es la «voluntad procreacional» expresada por consentimiento previo, informado y libre de las personas que intervienen.

El juez deberá constatar que la «gestante» no haya recibido retribución de ningún tipo y que al menos uno de los comitentes aportó «material genético».

• Sociedades de un solo socio: Nace la figura de «sociedad unipersonal». Esta facilita la asignación del patrimonio e incentiva las inversiones.

• Derechos personalísimos: Se incorpora este concepto, reconocido por el derecho internacional. Éstos reconocen los derechos a la «dignidad, intimidad, honor e imagen».

• Formas modernas de contratación: incorpora formas de contratación como las de arbitraje, agencia comercial, concesión comercial, entre otras. Este concepto brinda mayor seguridad jurídica y garantiza la defensa a los consumidores.

• Límite a la reparación que deben recibir las víctimas por daños: Fija un criterio matemático ya que establece que, a los fines de fijar la indemnización, se debe determinar un capital de modo que genere una renta que cubra la aptitud del damnificado para realizar actividades productivas y «que se agote al término del plazo en que razonablemente pudo continuar realizando tales actividades».

Sin pesificación

El ministro de Justicia, Julio Alak, aclaró que «no hay pesificación de contratos en moneda extranjera ni hay pesificación de ahorros en moneda extranjera» en el proyecto que unifica los códigos Civil y Comercial.

«Si el contrato elaborado por la voluntad de los particulares en moneda extranjera plantea una ejecución, un cumplimiento de pago en moneda extranjera, los pagos se harán en moneda extranjera», explicó el ministro.

De esta manera, aclaró que la reforma incluida en el proyecto no habilita la pesificación de contratos o deudas preexistentes de moneda extranjera a pesos, sino que da la posibilidad de que aquellos que han contraído una deuda o un contrato en dólares puedan pagarlo en moneda local, «siempre y cuando el contrato lo prevea».

Fuente: http://legales.iprofesional.com

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: